Diez mujeres para un hombre.

Hombres con derecho a diez esposas

Por: Vanessa Bula

Unos años atrás, cuando vivía en Gambia, país de África donde no es común ver a los típicos animales exóticos, pero sí lindas playas y comida deliciosa; casi sin entender notaba cómo las mujeres del lugar donde yo vivía (Banjul), siempre sonreían y decían ser felices a pesar de ser una clara víctima del machismo

Ahí, en la tierra de Kunta Kinte, donde, la persona lesbiana o gay si es descubierta, es decapitada, y donde a la mujer desde pequeña, se le mutila el clítoris para que no caiga en el pecado, aprendí mucho de la vida y a empezar a NO comprender al mundo ni al ser humano. Ahí cada hombre tiene un derecho por ley escrita y establecida, a tener hasta diez mujeres o esposas porque la ley aprueba abiertamente la Poligamia masculina, es decir la Poliginia, sin embargo, la mujer NO puede hacer lo mismo, ella debe tener un solo esposo y serle fiel.

Estas mujeres, pertenecientes al grupo étnico Mandinga, son mujeres trabajadoras y en muchos casos, son las que sostienen el hogar, son mujeres que se preocupan mucho por su arreglo personal y aunque su situación económica no sea la mejor, nunca les falta su peluca o extensiones de pelo eso sí, 100% natural traídas de la India, (económicas ahí, por cierto).
Es increíble la capacidad de estas mujeres por aguantar primero desde pequeña con la práctica de la mutilación del clítoris, y de grandes, soportar a un marido con diez esposas, que en muchos casos las maltratan y no las ayudan a sostener el hogar.
Un absurdo machismo impuesto por la sociedad, la religión y el estado de ese país.
En pleno siglo XXI, esto no es más que una vil INVOLUCIÓN.